Con su dosificador eléctriconeumático de siembra Plantium ECURow la empresa de Villa Constitución obtuvo medalla de oro en el Premio Ternium Expoagro a la Innovación Agroindustrial. El desarrollo, patentada en varios mercados, aporta grandes ventajas a la agricultura de precisión.

La agricultura de precisión es una realidad para muchos productores. Para la firma Plantium es su razón de ser y desde la localidad santafesina de Villa Constitución busca marcar tendencia.

Con su prototipo de dosificador eléctriconeumático de siembra Plantium ECURow con patente presentada en Estados Unidos, Europa, Brasil y Argentina, la firma ganó una de las medallas de oro en la quinta edición del Premio Ternium Expoagro a la Innovación Agroindustrial. “Hoy, la prioridad para nosotros es el desarrollo del dosificador, que implica una inversión muy grande. Este año vamos a enfocarnos en poner a punto todo el sistema para llegar al lanzamiento comercial en 2018, que sería en Expoagro”, adelanta Jorge Gentili, titular de Plantium, la firma que ocupará 2400 metros cuadrados en la exposición que se llevará a cabo del 7 al 10 de marzo en San Nicolás.

La innovación consiste en la integración del motor Brushless con un dosificador neumático con presión que va adherido a la placa con sistema canbus. El jurado del Premio Ternium Expoagro consideró que esta tecnología encierra un aporte de valor internacional y por eso fue galardonada.

Gentili asevera que este desarrollo permitirá al productor una mayor precisión, gran rendimiento y ahorro de insumos al momento de la siembra. “La mecánica y la hidráulica no dan mucha precisión, porque cuando produce la variabilidad lo hace a lo largo de toda la máquina. En cambio, este dosificador lo especifica por líneas y permite el corte por secciones. Cuando la máquina pasa por lugares donde hay una curva o una cabecera inclinada, coloca la cantidad de semillas justas sin desperdiciarlas. De hecho en Estados Unidos y Europa están creciendo los sistemas eléctricos porque permiten un control muy preciso”.

Otras de las ventajas que tiene es la velocidad que alcanza sin perder la precisión, lo que permite aumentar la productividad. “Podés sembrar a una velocidad de entre 12 y 15 kilómetros por hora manteniendo una precisión increíble. Hoy se siembra a 8 k/h. Aumentaríamos un 50% la capacidad de siembra”, aclara el ejecutivo.

Además, detalla que dos dosificadores eléctricos enfrentados en fila india pueden hacer una siembra de dos materiales en la misma línea. “Si determino la variabilidad de un terreno, puedo tener dos variedades de acuerdo a lo que exija el ambiente”, agrega Gentili.

Para el empresario, la expansión de las nuevas herramientas está atada a la situación económica de los productores. “La agricultura de precisión se vincula con la rentabilidad del campo. Porque de lo contrario, los productores se mantienen con las mismas máquinas y no adquieren nuevas tecnologías”, dice el titular de Plantium mientras se muestra entusiasmado con el nuevo Tecnódromo que propone Expoagro 2017. “Es muy importante la extensión de conocimiento en agricultura de precisión”, agrega.

Para Gentili, la última edición de Expoagro marcó el inicio de un gran año para la empresa. “Para nosotros fue excelente por la mejora en la rentabilidad del hombre de campo y porque nuestros productos tuvieron una demanda importante. Competimos con marcas internacionales y nos va perfectamente bien”.

Hoy, en Plantium se destaca la nueva línea de monitores SBOX7 y los pilotos automáticos, el tipo de producto más vendido por la empresa durante 2016. “Casi no dimos abasto con la demanda”, dice Gentili y recuerda que la innovación es el pilar fundamental de la compañía. “Tratamos de ser excelentes en todo, principalmente en el respeto por el otro. Buscamos ser predecibles y confiables”, concluye.

Descargar gacetilla, aquí.

Te puede interesar: