El Tecnódromo será reubicado y ocupará 4 hectáreas.

Siembra, pulverización, cosecha y gestión de datos en una experiencia tecnológica de punta. Además, habrá ganadería. Todo en el doble de superficie.

Siempre lo fue, pero la capacitación en la era de la tecnología y el Big Data es fundamental para no quedarse afuera del “club de la eficiencia”. Para mostrar las últimas innovaciones y lo que está en gatera, por tercer año consecutivo Expoagro pondrá en marcha el Tecnódromo, un espacio donde más de 500 personas, desde una tribuna y a la sombra, pueden apreciar los “fierros” en acción.

La esencia de este espacio es mostrar y poner en acción lo último en tecnologías disponibles y por venir. En 2019, el Tecnódromo se trasladará de lugar, duplicará la superficie de trabajo (de 2 a 4 hectáreas) y sumará a la ganadería, con especial foco en la confección y el suministro de silajes de la mano de, por ejemplo, la empresa Claas.

La tecnología ha ido incorporándose en cada eslabón de toda la cadena productiva. Desde la recolección de datos meteorológicos y de suelo hasta la transmisión en vivo de información a cualquier dispositivo. El ojo está puesto en lo que pueda ofrecer Saocom (Satélite Argentino de Observación Con Microondas) que promete un paquete de información fluida (con imágenes diarias) entre la que se destaca la posibilidad de conocer la humedad del suelo, de los cultivos y el índice verde.

También pensando en la detección de humedad, pero desde tierra, Abelardo Cuffia contará cómo se puede armar un mapa georreferenciado de humedad con un medidor que, introducido en la tierra, convierte señales eléctricas en porcentaje de humedad.

En este espacio, todas las máquinas serán traccionadas por la potencia de un tractor New Holland, equipado con piloto automático y transmisión full powershift.

Por su parte, la sembradora Apache mostrará cómo se puede incorporar tecnología para duplicar la velocidad sin perder eficiencia de implantación. Para un contratista no es lo mismo sembrar a 6 o 7 km/h que a 10 o 12. Esto le permite duplicar su capacidad de trabajo ampliando metafóricamente el ancho de su sembradora.

Las pulverizaciones, uno de los rubros con mayor avance tecnológico, estarán representadas por la maquinaria de Metalfor y tendrán como eje las Buenas Prácticas Agrícolas (BPA). Aquí se exhibirá tecnología para monitorear online las condiciones de aplicación y las condiciones metereológicas en las que se está realizando el trabajo.

Otra de las innovaciones cada vez más difundidas y que se verán en el Tecnódromo son las pulverizaciones sitio específicas que, durante el barbecho, hacen posible aplicar el herbicida directamente en cada maleza y de esta forma se ahorra producto y se beneficia el ambiente.

Finalmente, trabajará un equipo John Deere mostrando los últimos avances en cosecha y los mecanismos de transmisión de datos online.

De esta manera, el Tecnódromo vuelve a ser el ámbito donde se puede apreciar el camino hacia una mayor producción con sostenibilidad del ambiente.

Descargar gacetilla, aquí.
Descargar foto en alta, click acá.

Te puede interesar: